PASO A NIVEL

Con foto en la sección "Detrás del Mostrador"

Se dirigía a primera hora de la mañana al trabajo cuando el paso a nivel le detuvo. Vía libre por un lado. Por el otro una potente luz acercándose veloz, implacable. Es en momentos como este cuando una persona se plantea dar la espalda al futuro; cuando el miedo al mañana atenaza el alma y nubla la mente. Qué pasa por la cabeza de aquellos a quienes los contratiempos golpean con más fuerza, transeuntes con el alma tan gravemente herida que la fuerza dejó hueco a la desesperanza y el cansancio se apoderó de la voluntad.

 

 

Sigue acercándose el faro ajeno a cuanto acontece alrededor, una meta, un fin. Qué define el éxito, dónde esta el baremo que nos convierte en fracasados ante seres queridos y demás congéneres pero fundamentalmente ante nosotros mismos.

 

Cuántos tomaron decisiones irreversibles en momentos cómo este, solo un paso, un movimiento involuntario, un impulso descontrolado y el final. Desatinada solución.



Pasa el tren impasible dejándole atrás mientras una sonrisa se vislumbra en el rostro. Aún sin saber qué deparara el incierto mañana, cuántos sinsabores y decepciones traerá, está decidido a ver despuntar los días concedidos, a disfrutar de la vida, a seguir a pesar del miedo, sentimiento inherente a la condición humana.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0